¿Quién dijo que la comida de hospital no está buena?

Versión para impresiónSend by emailPDF version
¿Quién dijo que la comida de hospital no está buena?

El nuevo San Cecilio prepara con motivo de su primer aniversario un menú especial junto a la Escuela de Hostelería de Granada.

¿Quién dijo que la comida de hospital no estaba sabrosa? Al menos la de hoy romperá esa maldición ya que más de medio centenar de profesionales de los fogones, entre personal del servicio de hostelería del nuevo Hospital nuevo San Cecilio y alumnos y profesores de las Escuela de Hostelería Hurtado de Mendoza han trabajo hoy juntos para celebrar el I Aniversario del centro hospitalario.

Un total de 600 menús especiales para pacientes ingresados y profesionales de guardia han disfrutado de platos y postres con sabor a celebración. El primer año de funcionamiento de todas las especialidades del hospital en su nueva ubicación, el Parque Tecnológico de la Salud (PTS), tras completarse el traslado desde el antiguo edificio del Hospital Clínico.

Un menú diseñado y elaborado con sumo esmero, para agasajar a los comensales, y en el que cada plato representa la tradición y madurez del antiguo Clínico junto con la innovación y modernidad del nuevo hospital universitario san Cecilio,  y en el que el sabor, el producto local y la creatividad aportada por las nuevas técnicas culinarias de la Escuela de Hostelería, son la base de su diseño y elaboración.

De esta manera, la base de los platos que pacientes y profesionales han degustado, son fundamentalmente verduras y hortalizas de temporada, procedentes de la Vega de Granada, como es el caso de los tomates o los espárragos verdes de Huétor Tájar,  alimentos de procedencia local, como el pan de Exfiliana de Guadix o  la miel de Granada así como recetas totalmente tradicionales de nuestra historia gastronómica como es el típico postre granadino conocido como Cuajada de Carnaval.

Sin olvidar los requerimientos nutricionales de la alimentación saludable y mediterránea que conforman los platos y que la Unidad de Nutrición del hospital se encarga de supervisar en todas las preparaciones. Así, encontramos verduras y hortalizas frescas, pescado y aceite de oliva virgen extra, como base del menú para todos aquellos pacientes sin restricciones alimentarias y que tengan prescrita una dieta basal, dieta blanda de masticación, dieta baja en colesterol, dieta diabética y dieta pediátrica. 

El Menú Especial de la dieta basal se compone de: Pan de Exfiliana de Guadix con aceite de oliva virgen extra esencia del sur, como entrante; de primer plato, Crema templada de tomate y zanahoria al toque de miel de Granada; y de segundo Lomo de rosada sobre lecho de espárragos verdes de Huétor Tájar al toque de azafrán. Para el e postre: Cuajada de Carnaval.

Este menú estará adaptado también para dieta diabética e infantil. En el caso de los menores ingresados: Cintas frescas a la carbonara de primer plato, rosada empanada son ensalada de frutas (lechuga piña y fresas) y de postre, tarta 3 chocolates.

Fuente: 

GranadaHoy